El sector del ‘vending’ aumentó un 1,3% su negocio en 2014

0
9

El volumen de negocio derivado de la actividad de explotación de máquinas de vending registró en 2014 un incremento del 1,3%, situándose en 2.000 millones de euros, según informó DBK, filial de Informa D & B

En concreto, el vending público generó unos ingresos de 1.580 millones de euros, un 1% más que en 2013, representando cerca del 80% del valor del mercado, mientras que el segmento de vending cautivo contabilizó un aumento del 2,4 %, lo que permitió llegar a los 420 millones de euros.

En función del tipo de producto, destaca el incremento de las ventas en máquinas de bebidas calientes y alimentos sólidos, cifrado en torno al 6% y al 5%, respectivamente. En cambio, el segmento de tabaco experimentó un nuevo retroceso, tras caer el 1,4%, en paralelo a la prolongación de la tendencia de menor consumo de cigarrillos.

También el parque de máquinas experimentó en 2014 un moderado aumento, de alrededor de un punto porcentual, hasta alcanzar las 555.000 unidades actuales.

Por otra parte, la mejora de la coyuntura económica y la recuperación del consumo impulsó la venta de máquinas expendedoras, el negocio en el mercado español se situó en 74 millones de euros, un 5,7% más que el año anterior .

En cambio, las exportaciones de máquinas, que en los años anteriores habían experimentado un marcado crecimiento, se redujeron un 10%, hasta los 36 millones de euros.

Previsión
DBK prevé que el mercado de explotación de máquinas expendedoras aumentará entre el 2% y el 3% anual durante el bienio 2015 a 2016, hasta situarse en torno a los 2.100 millones de euros en este último año, en un contexto en que la positiva evolución de la coyuntura seguirá incidiendo positivamente en la demanda.

En la actualidad se identifican unas 1.650 empresas dedicadas a la explotación de máquinas expendedoras, considerando únicamente a aquellas compañías con un parque superior a cinco unidades.

Respecto a cómo se encuentra el sector, éste continúa mostrando una marcada atomización, si bien el deterioro de las ventas y la rentabilidad de las empresas registrado hasta 2.013 motivó el cese de actividad de pequeñas compañías. Así, las cinco primeras compañías explotadoras generaron el 10% del volumen de negocio en 2014.